miércoles, 21 de junio de 2017

La pared

https://www.youtube.com/watch?v=V8uCNime12g


Como ver la pared
y querer correr
darse golpes contra la pared
azotarnos una y otra vez
todo es igual     la pared sigue ahí
Nuestra cabeza un poco más rota
nuestro cuerpo un poco más enfermo
viejo    desgastado
    y la pared intacta

Grito tu nombre
     -tengo miedo-
y sigo: intento saltar
darle vueltas
el muro no se mueve
y tu voz se apaga
con esa sonrisa de niña
con esa mirada de sol
vela que sopla el viento
    Y yo: no puedo hacer nada

Qué inútil todo
la fuerza    el grito
la luz     el silencio
los años
las luchas
los puentes
las roturas
Solo quedan las cervezas y los platos perfectos de pizza
la mesa    la casa hoy en silencio
donde aún resuenan nuestras risas
la de José
la de Alexis
la de una Argentina lejana
la de un Pedro lejano
y se quedan ahí
para soñar con un tiempo mejor
    que no es hoy.

domingo, 4 de junio de 2017

Es Melancolía/ Eduardo Carranza

Te llamarás silencio en adelante.
Y el sitio que ocupabas en el aire
se llamará melancolía.

Escribiré en el vino rojo un nombre:
el tu nombre que estuvo junto a mi alma
sonriendo entre violetas.

Ahora miro largamente, absorto,
esta mano que anduvo por tu rostro,
que soñó junto a ti.

Esta mano lejana, de otro mundo
que conoció una rosa y otra rosa,
y el tibio, el lento nácar.

Un día iré a buscarme, iré a buscar
mi fantasma sediento entre los pinos
y la palabra amor.

Te llamarás silencio en adelante.
Lo escribo con la mano que aquel día
iba contigo entre los pinos.


lunes, 17 de abril de 2017

jueves, 30 de marzo de 2017

Otra vez el tiempo en el que el tiempo no alcanza... y aún así en medio de todo, me acordé de ti.

Te extraño...

viernes, 17 de marzo de 2017

El amor, después del amor



Despierto y pienso en ti, en tus grandes ojos oscuros... pienso y me imagino al saber el poema de Walcott, El amor después del amor, que tal vez nos encontraremos el día que todo se termine. Pienso tal vez -imagino- que el último día de mi vida estarás ahí junto a mí. Y me queda la duda de saber si es la mejor forma de escapar a la vida pensando en el amor que tus manos guardaron...



El amor después del amor

Traducción de Héctor Abad Faciolince y Alex Jadad
Un poema de Derek Walcott
Llegará el día
en que, exultante,
te vas a saludar a ti mismo al llegar
a tu propia puerta, en tu propio espejo,
y cada uno sonreirá a la bienvenida del otro,
y dirá, siéntate aquí. Come.
Otra vez amarás al extraño que fuiste para ti.
Dale vino. Dale pan. Devuélvele el corazón
a tu corazón, a ese extraño que te ha amado
toda tu vida, a quien ignoraste
por otro, y que te conoce de memoria.
Baja las cartas de amor de los estantes,
las fotos, las notas desesperadas,
arranca tu propia imagen del espejo.
Siéntate. Haz con tu vida un festín.